Categorías
Blog Historia

Melba Liston (1926-1999)

Había una vez una niñita llamada Melba que soñaba con tocar el trombón…

MELBA LISTON – «Start Swingin» (1945)

Cuando Melba tenía 7 años, una tienda itinerante de instrumentos musicales llegó a su ciudad. Melba vio un reluciente instrumento de viento y supo que tenía que ser suyo.

– ¿Ese? -exclamó su mamá-. ¿Para una niñita? ¡Pero si es casi de tu tamaño!
Melba insistió.
– Es lo más hermoso que he visto jamás.
Melba empezó a tocar el trombón a diario. Intentó tomar clases de música, pero no se llevaba muy bien con su profesor.
– Aprenderé yo sola. Tocaré de oído -dijo. Era difícil, pero le encantaba el sonido audaz y metálico del instrumento. Al cabo de un año, había mejorado lo suficiente como para tocar un solo de trombón en la estación de radio local.

Durante su adolescencia, Melba se fue de gira por Estados Unidos con una banda liderada por el trompetista Gerald Wilson (1918-2014). Unos años después, la contrataron para acompañar de gira por el sur del país a Billie Holiday (1915-1959), una de las mejores cantantes de jazz de todos los tiempos. La gira no fue tan exitosa como esperaban, por lo que, cuando Melba volvió a casa, decidió renunciar al trombón. Sin embargo, su pasión era más fuerte que ella, así que no tardó en volver a componer y tocar música. Incluso sacó un álbum en solitario, Melba Liston and her ‘Bones (por trombones). También se dedicó a hacer arreglos para otros músicos y tejer ritmos, armonías y melodías en hermosas canciones de todos los grandes jazzistas del siglo XX.

Esta historia ha sido tomada de «Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes« Pg. 138.
Gracias a Hannah Sofía por presentarme a Melba Liston.

Share/Compartir.
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
Share on Facebook
Facebook
Deja un comentario

Por Hans

Saxofonista
Maestro en Música como Arte Interdisciplinario